Visita a Chichen Itzá. Yucatán, México.

DSC_0306

 

 

 

Por Peter Merina

 

La idea era descansar y para eso no hay nada mejor que un all-inclusive en Playa del Carmen, infinitas hamburguesas, buffets, playas paradisíacas y diferentes tragos te hacen olvidar tu vida normal. Partimos con la intención de estar una semana allí, pero cómo no visitar uno de los sitios más importantes de la civilización humana… Chichén Itzá.

 

No es difícil encontrar un tour que te lleve hasta allá desde Playa del Carmen, la oferta es amplia y los precios también. Después de cotizar un poco nos ofrecieron hacer éste paseo de 4 horas de viaje, entradas y comidas por algo así como 160 USD.

 

El viaje es largo y no es fácil dejar la gran comodidad que teníamos en el hotel. El viaje es de 4 horas pasando por pequeños pueblos viendo la arquitectura y la gente, lo que me parece interesante, claro que mientras tanto trataba de olvidar que estaban dando Apocalipto de Mel Gibson en la van para no ensuciar el ambiente. Creo que en los viajes por tierra tienen su encanto, aunque sea lento e incómodo en muchas situaciones.

 

La entrada es como a cualquier parque, torniquetes, souvenirs, pero también mucha artesanía. Al caminar se puede ver la pirámide principal, que está restaurada muy bien, es realmente imponente y también increíble que hace algunos años se pudiera subir a ella, ya no se puede para cuidarla del desgaste. El guía nos habló del lugar y su historia, tuvimos suerte y el guía era bastante bueno.

 

De vuelta pasamos por Valladolid y un cenote que está en la ciudad, que son cavernas rellenas de agua dulce donde uno puede lanzarse al agua, y aunque no es de los más emblemáticos como el Dzinup es bueno para refrescarse y sacar unas fotos.

 

Un buen paseo, e imperdible si estás por allá.

 

cenote ik kil


No se admiten más comentarios